3.1.07

Anuncios, Anuncios, Anuncios...

Es un hecho que vivimos en un mundo dominado y controlado por la publicidad, de la que resulta imposible abstraerse.
Nos rodea, nos perturba, nos incomoda, nos agrede.

En la calle, medios de transporte, en la prensa, en la radio, en la red , y por supuesto, ... en la TV.
Ahora mismo, nos están machacando con juguetes y perfumes " a todo pasto".
Tendrás suerte, si entre anuncio y anuncio, ves algo de programa, película, o lo que sea.

Además, el zapping no logra sacarte del paroxismo anunciatíl, porque no sé porqué extraña casualidad, las cadenas parecen ponerse de acuerdo para vendernos algo todas al tiempo.
Además, te inyectarán el chute consumidor cuando menos te lo esperes.

No importa el grado de interés que tenga el programa que estás viendo; Sin previo aviso, ¡¡Zás!!, te colocan todo el repertorio, a traición y alevosamente.
Incluso se permiten el lujo de aumentar considerablemente los decibelios, para que te des por enterado, o por si eres tonto, o con audición deficiente, no sé.

Y todavía hay algún spot bien producido, con gusto artístico, que te atenúa un poco el cabreo producido por la inmisericorde interrupción, pero lo más abundante es lo vulgar, feo, repetitivo y absolutamente carente de gracia. (Y eso que algunos tienen un presupuesto de producción, mayor que el utilizado para el rodaje de un largometraje).

En estas últimas fechas hemos escuchado hablar sobre los últimos anuncios del año, esos que son los mejor pagados, los más caros.
Pero, sabeis cuál fué el primer spot publicitario emitido por TVE, hace la friolera de 44 años?
Aquí. lo teneis:



La verdad, es que era gracioso, y se hizo muy popular.
Hasta entran ganas de merendar ,¿no?.
Bueno, seguimos después de la publicidad.

20 comentarios:

martinezconacento dijo...

Hombre, la canción todavía la cantamos (mi mujer está ahora con ella al oirla aquí), pero el vídeo no lo había visto o no lo recuerdo. Puede que haya sido uno de los anuncios más afortunados.

Anónimo dijo...

Por no hablar de la tortura china de que un anuncio se haga tan popular como para que todo el mundo lo repita sin parar (leáse "be water, my friend"). Un asco.

Saludos y feliz 2007

Irene dijo...

El otro día comentaba con alguien que actualmente ver una película en Tv (la pública) consiste en media hora de anuncios/ tres cuartos de hora a cada quince minutos de película...ver una película entonces supone 5 horas. Me parece exageradísimo. Prefiero alquilarla en un videoclub o...descargármela de internet. Cualquier cosa antes que mascar publicidad.
Saluditos

zendal dijo...

Pedazo de clásico: si sería bueno el anuncio, que aún hoy conocemos la letra de la canción.

Pues tienes toda la razón con la saturación de anuncios de estas fechas. Y lo peor, es que ahora se ha puesto de moda, poner el mismo anuncio ¡VARIAS VECES SEGUIDAS!.

Ponen el perfume (ou de patatín)... uno de Barby... y PLAF, otra vez el del ou de papatín...

Y para anuncio malo (y cada año más): el de Freixenet.

Con la de dinero que habrá costado... y que cursi resulta.
(O eso me parece...)

Luna Agua dijo...

Pero que registro.

Eso de los comerciales es tan cierto.
A veces es tanta la lata que temrinan ganándome a apagar la TV.
Me pasaba especialmente los domingos en la noche muy trade esperando Sex and the city.
Era un comercial tras otro y solo un par de minutos de la serie. Lo sentì tanto que tuve que bajarla pirateada y ni siquiera me gustò el final. plop!

Consumidor irritado dijo...

Este anuncio me ha traido recuerdos casi olvidados...Gracias

Anónimo dijo...

La mayoría son de pesadilla.

Un abrazo!

Trini dijo...

Pues a mi que no me gusta para nada la tele a veces prefiero ver anuncios a los bodríos que nos ponen.

Que recuerdos los de este anuncio, la música es inolvidable y el envase aún lo tengo en la retina, que tiempos...

Un abrazo

Anónimo dijo...

La foto de la mamá con los niños de Cola Cao, la recuerdo perfectamente. Mi madre tenía todas las cajas para conservar comida con ese dibujo. Es más todavía las tiene, y me encantan, son preciosas.

En cuanto al anuncio, pues no me acuerdo de él en sí, pero la canción la he cantado montones de veces (casi tiene mi edad el anuncio), te lo aseguro. Ay, que nostalgia...

Besos

Merche dijo...

Ah, me encantan los anuncios "retro", ¡qué tiempos! y no porque cualquier tiempo pasado fuera mejor, sino porque me recuerdan mi infancia, snif...

La cancioncilla del cola-cao se ha quedado en nuestra memoria genética: yo soy aquél señor de colo-or, del Africa tropical... Un anuncio efectivo 100%, no como otros más modernos en los que el anuncio se come al producto y no sabemos ni lo que nos intentan vender (el be water qué anunciaba? un coche creo, no?).

Muchos besos.

Blueyes dijo...

Helloooooo, Feliz Diaaaaa!
que tengas muhos regalitosssssss.
Besos

almena dijo...

Incluso en las cadenas "de pago" incluyen ahora algún anuncio de vez en cuando.
Pero me ha encantado ver el que has puesto. Qué recuerdooooossssssss
:)

Un abrazo!

Freyja dijo...

la publicidad cada dia atrapa mas la vida en el dia a dia
hay publicidad divina que encanta y otras que aburren a extremo
la publicidad esta en todos, TV. Radios, Revistas....esta
y logra atrapar
gracias por tus saludos en Sucesos, para ti tambien un maravillos 2007
un abrazo grande, Feliz dia de Reyes
un lindo fin de semana, besitos



besos y sueños

Zuriñe Vázquez dijo...

Simpático texto, por la prosa. Estas navidades hemos sido especialmente agredidos con señales publicitarias desde todos los puntos, algo que ya, como dice mi J.C.Gallardo, el próximo entrevistado, solo habrá anuncios en la tv y en medio alguna noticia.
Saludos

guardafaro dijo...

Del video no me acuerdo para nada. Quizás sea porque, por esas épocas, la televisión me era prácticamente desconocida. Pero la cancioncilla si que me suena. Tambpoco sabia que ese producto hubiera sido el primer spot publicitario de TVE. Quizás ese haya sido uno de los motivos, junto con una buena campaña publicitaria, porque mira tú que el Colacao es, posiblemente, de los que más han calado en el gusto de los españoles. Corte Inglés y ColaCao, más españoles que los toros.

GUINEVERE dijo...

Los comerciales de la tele no me incomodan. Pero... los comerciales en el cine ¡apestan! Nos enrrollan con media hora de puros anuncios antes de comenzar con la película. Y todavía tienen la desvergüenza de cobrarte € 0,50 más por alargamiento de la peli cuando en realidad deberían acortar los comerciales.

Bueno, nos veremos después de un comercial :D

Un besito

Anónimo dijo...

Hola Athos!!!!!
Genial el anuncio... y me encantó ver a "negritos del africa tropical" cantándolo años después (Rivaldo, Roberto Carlos???????? No me acuerdo...) Y no me digas que son brasileños, que ya se sabe que todos venimos del Africa tropical XDDDDD

Yo también guardo una caja, para los hilos!!!!!!!! Tendré que hacerle una foto, jeje

Besos

Anónimo dijo...

Te entiendo, a mi casi que me gustan más los anuncios que la programación, eso de hacer zapping buscando anuncios de forma inconsciente es uno de mis deportes favoritos, y sobre todo buscar la trampa, la psicologia , el marketing,me encanta, m gusto tu blog, nos veremos por aqui, un beso y tmb de deseo un año con todo lo que tu quieras vivir,ver,conocer y aprender un beso.

Sirenita dijo...

Yo soy poco televisionera y por tanto, no veo muchos anuncios. Eso sí, reconozco que los hay muy imaginativos y algunos auténticas obras de arte. Los de Levi´s por ejemplo, son de los que marcan historia y hasta popularizan canciones que se acaban convirtiendo en clásicos. Pero yo suelo aprovechar esos largos intermedios de 10 minutos para leer.

Azul... dijo...

jeje luego de leerte, recuerdo a mi papá, cuando yo era peque y la tele no era lo que es ahora, diciendo con ironía: "uno que está mirando las propagandas y ¡zas! le meten una película por medio, ¡qué fastido!"

Ya ves, aprendemos lento... y en este caso -los de la tele- no aprendieron nada...

¡Salu2!